Los ronquidos pueden convertirse en la pesadilla de muchos y muchas al momento de tomar una siesta, pues este no distinguen entre hombres y mujeres, incluso los niños en reiteradas ocasiones suelen roncar.

El sonido de un ronquido no es lo más preocupante en este caso sino las consecuencias a nivel de salud que este acarrea consigo. Son varios los casos en los que se han diagnosticado que producto de la apnea del sueño, una de las principales causas de los ronquidos se genere cuadros de depresión y problemas cardiovasculares, ademas de dolores de cabeza al despertar e incluso falta de concentración.

De acuerdo a lo anterior es indispensable conocer las causas y posibles soluciones sobre como evitar los ronquidos , no solo por consideración a tu pareja o la persona con la que duermes sino por salud.

Causas de los ronquidos

Son múltiples las causas de los ronquidos, entre las más comunes se encuentran las siguientes:

– El sobrepeso es una de las más comunes debido a que la piel extra que se encuentra en el cuello ejerce presión sobre las vías respiratorias, ocasionando los molestos ronquidos.

– La forma de nuestra nariz también juega un papel importante, las personas con la nariz con su tabique nasal torcido o doblado son más propensas a roncar cuando duermen.

-Otra causa bastante común es la congestión nasal, bien sea por resfriados o alergias.

 

-Inflamación de las adenoides y las amígdalas, las cuales generan una obstrucción de las vías respiratorias.

– Los ronquidos también se asocian a un trastorno del sueño llamado “apnea del sueño”, en el que la persona deja de respirar parcial o en su totalidad durante 10 segundos o más mientras este duerme.

¿Cómo dejar de roncar?

Ahora que ya conoces las principales causas que generan los ronquidos, es hora del siguiente paso y es buscar una solución a este problema que no solo te afecta a ti sino también a las personas de tu entorno, ya que disminuyes la calidad de sueño de estos.

-La alimentación es uno de los primeros consejos, sobre todo la que es unas horas antes de dormir. Muchos especialistas recomiendan evitar consumir alimentos muy pesados, difíciles de digerir e incluso productos lácteos antes de irse a la cama; ya que pueden producir reflujo estomacal y generar irritación en la faringe y la nariz.

Evita el consumo de tabaco pues estos por lo general inflaman e irritan la membrana de la mucosa nasal y de la garganta, provocando los ronquidos.

Si padeces de alergias que irriten y obstruyan las mucosas nasales lo más recomendado es que visites a tu doctor, de esta manera él te puede recetar un tratamiento acorde a lo que necesites.

-En caso de estar en sobrepeso debes tener en cuenta que una de las soluciones para no roncar es bajar de peso, debido a que de esta forma evitas la acumulación de grasa en la garganta despejando las fosas nasales y la boca, así podrás respirar con más facilidad mientras duermes.

-En última instancia, otro de los consejos para dejar de roncar que te puede resultar muy útil es dormir en una posición correcta, es decir dormir de lado en una postura lateral con una almohada que no sea alta. Por lo general cuando se duerme boca arriba, la lengua se desplaza hacia la parte de atrás bloqueando el paso del aire por la faringe, ocasionando los ronquidos.

Compartir